Con la cruda me sales debiendo…

Publicado el: enero 1st, 2013 por rarg No hay comentarios

“Señor, si en la borrachera te ofendí, con la cruda me sales debiendo…”

Dicho popular

 

iniciodeaño2013La banderita es una bebida con limón, tequila y “sangrita”, también adicionada con sal en la mano.

Te raspa la garganta (a menos que ya la tengas de lata), te calienta la panza y te pone en ambiente.

Después de algunas de estas y algunas otras combinaciones, las cosas se ponen más entretenidas, aunque también se despiertan las ganas de hacer filosofía barata.

A las 12 hicimos la ceremonia completa de comer las uvas y hacer los famosos propósitos, aunque normalmente siempre los dejo para el otro día con la cabeza más clara.

Ya que amaneció y las banderitas empezaron a vengarse, recordé que debía hacer propósitos distintos este año, aunque me doliera la cabeza.

Los propósitos de año nuevo tienen un problema: todo mundo espera que los hagas y que sean especiales. Tal vez es porque siempre escogemos propósitos “valiosos”, de esos que aparecen en las películas de inspiración.

“Ser mejor persona”, “aprender otro idioma” y demás intenciones valiosas que puedes decirle a tus cuates para apantallarlos.

Buenos para llamar la atención pero muy difíciles de cumplir. ¿Por qué no proponerte algo más simple y fácil de cumplir, como no escupir u orinar contra el viento?

Así que este año me tomaré el tiempo para cumplir propósitos, en vez de dejarlos olvidados desde la primera semana.

De hecho, ya cumplí uno: guardar una evidencia de que sobreviví el fin del mundo en el 2012.

tercermilenioEn el 2000 (cuando también se iba a acabar el mundo), guardé dos botellas de vino del “Tercer Milenio”. Recordando eso, con gran sacrificio guardé dos botellas de cerveza Noche Buena, edición 2012. Así mis nietos sabrán de mi heroico logro.

Para ser justos, han durado porque no soy muy aficionado a los vinos, pero creo que la razón sale sobrando…

Así estarán mis botellas de Noche Buena.

Primer propósito logrado. ¿A poco no soy eficiente?

 

fotocelularTomar una foto diaria con el celular

Tomar una foto diaria es un propósito divertido y simple de lograr. De hecho, hay gente que lo cumple diez veces diarias.

Parte del trabajo en este negocio es publicar y necesitamos imágenes. Aunque compro algunas de las que uso, o las consigo en otros lados, muchas son propias.

De hecho, quiero que la gran mayoría o sean compradas o sean propias.

Así que todos los días puedo buscar una historia mágica en imágenes que compartir, acerca de la maravilla que es el mundo en que vivimos… o puedo tomarle una foto a la puerta del baño y terminar por el día.

Más fácil, imposible.

 

Hacer un montaje a la semana con el Photshop Touch

Sí, tengo tablet… y ya que voy a tener un montón de fotos, ¿qué mejor que hacer un fotomontaje con ellas?

Tendré imágenes de sobra para cualquier cosa y aparte terminaré apantallando en las fiestas como los que salen en los videos de YouTube.

Creo que una a la semana hasta va a ser de más.

 

Aprender a bailar el Gangnam Style

Una de las desventajas de la tecnología es que puedes sacar video con cualquier cosa y se ven con bastante detalle.

Antes no había problema; los videos de celular ocultaban bastantes detalles y podías decir que no eras tú o que no traías la misma ropa de ayer.

Hoy en día tienen tanto detalle que hasta se te ven los barros… y en la fiesta me di cuenta de que más que Gangnam style, parece que estoy bailando “Chango-an” Style.

Supongo que podré aprenderlo en un día y borrarlo de mi lista. Y como al One Pound Fish todavía le falta para tumbarlo, seguramente todavía estará de moda el año que viene.

 

Tomar un camino distinto para llegar a mi destino

Eso de andar en el carro y seguir siempre la misma rutina según te seca el cerebelo. Variar la ruta te puede ayudar a hacer más conexiones en la cabeza y tener más creatividad.

Y como están arreglando muchas calles por aquí, no será difícil cumplirlo.

 

Claro que también metí los propósitos que puedo presumir, incluyendo hacer más ejercicio, aprender otro idioma y todas esas cosas que dejaré el primer mes.

¿Y tú? ¿Qué te propusiste? Si todavía tienes algo de espacio, proponte empezar a trabajar por tu independencia.

Este año es exactamente igual a los anteriores, solo trae un número más. Lo que logres o no logres saldrá de lo que hagas.

Si no lo has hecho, haz el test para negocios por Internet y empieza por ver qué es lo que puedes hacer por Internet.

Yo por lo pronto voy a buscar algo de comer… al fin que el sal de uvas ya hizo efecto…

Tags: , , ,

Si ya leíste hasta acá, di que piensas