Archive for febrero, 2013

¿Otra Ley Contra La Libertad En La Red?

Publicado el: febrero 24th, 2013 por rarg No hay comentarios

 

Iniciativa Contra El AnonimatoEn una entrada pasada, comenté que Google podía utilizar la autoría como una forma de forzar a que no haya páginas anónimas (Google y la autoría: ¿El fin del anonimato en Internet?).

La entrada va enfocada a los que hacemos SEO (a los que no lo hacen, ni qué).

Si queremos tener más posibilidades, hay que poner nuestro perfil público. Sin embargo, hay quienes quieren que esto cambie…

Han salido varias propuestas del gobierno de EU que quieren eliminar por completo el anonimato en la red.

En este caso en particular, promulgando una ley que puede obligar a los administradores de cualquier sitio o blog a quitar un comentario que “no tenga dirección IP, nombre y dirección física”.

O sea que, si quieres comentar, más vale que pongas todos tus datos.

¿No es hermoso? Ahora también tengo que hacerla de censor del gobierno, en caso de que así me lo exijan.

Claro que el alcance está muy limitado (yo no vivo en EU) y muchas de estas propuestas mueren antes de ser tomadas en cuenta, pero la cosa es que hay que considerar que lo que conocemos como Internet libre está en constante ataque.

El anonimato, en cualquier lugar, debe ser una opción. Hay casos en que no aplica, pero se supone que tengo derecho a la privacidad.

Por otro lado, el derecho al anonimato no es solo para ver porno o andar con una mujer casada, sino porque los ciudadanos regulares no tenemos las protecciones que algunos tienen, como es el caso de los periodistas y políticos (que son los que más nos joroban).

Que todo mundo sepa quién soy, donde estoy y donde vivo debe seguir siendo mi decisión. De otra manera, estoy participando en Big Brother, aún cuando no quiera hacerlo.

Mínimo que me den una lana como a los que se apuntan…

Algunas fuentes (en inglés):

¿Sitios y Blogs A Prueba De Google?

Publicado el: febrero 22nd, 2013 por rarg No hay comentarios

Blog A Prueba De GoogleAunque supongo que morirse no es nada entretenido, puedo considerarme afortunado. Durante mi vida no solo he tenido un montón de experiencias personales, sino que he estado presente en eventos que han cambiado el mundo.

Las computadoras personales, la caída del muro de Berlín, la caída de Rusia, el teléfono celular y el nacimiento de Internet, solo por mencionar unos cuantos.

Aunque algunas de esas cosas eran esperadas (como la invención del celular) y otras totalmente sorpresivas (como los ataques del 11 de Septiembre), ambas tienen en común el gran impacto que causaron sobre la sociedad y el mundo en que vivimos.

¿Te estás preguntando qué tiene que ver con SEO? Ya voy…

Durante un par de años hice mi negocio “inmune” a los cambios de Google.

Nunca me metí a enlaces pagados porque pensé, “cuando Mr. G se de cuenta, les va a pegar con tubo” y así pasó.

Nunca entre a conseguir enlaces balines de herramientas automatizadas porque me dije: “una máquina detecta a otra máquina” y así pasó.

Dejé los spinners, scrapers y otras formas de contenido automático porque también era una máquina y no vaya a ser… y así pasó.

Dejé los comentarios espamosos y mejor me puse a crear contenido y a hacer publicaciones en otros blogs (guest blogging) porque eso era buena estrategia.

Me puse a hacer contenido original en otras propiedades (WEB 2.0, otros dominios, etc.) porque eso era buena estrategia.

Bien… un par de años después de estar en la primera página, ahí voy para abajo, junto con un montón de spammers.

¿A dónde voy con esto (otra vez)?

A que he visto un montón de productos que afirman ser “Google Proof”. O sea, que son a prueba de los cambios en Google.

Sistemas de enlaces indetectables por Google. Publicaciones de contenido que nunca caerán de la gracia de Google. Pruebas sociales que nunca serán consideradas como falsas por Google.

¿En serio? Me gustaría ver el contrato donde Mr. G dice que nunca va a pegarles.

Para ser justos, muchos de estos sistemas realmente tienen buenas ideas y, supongo, las mejores intenciones (otros son puro rollo barato), pero lo importante aquí es que nadie, y quiero decir: NADIE, puede afirmar que siempre estará en buenos términos con Google.

Puede sonar aburrido para algunos, pero a mí me gusta la historia. Me gusta conocer los eventos del pasado y ver los efectos que tienen en el presente, especialmente cuando veo los dos puntos de vista (del perdedor y del ganador).

Pero para cualquiera que está en esto, es vital ver la historia reciente. No estoy hablando de hace un siglo, sino el poder ver lo que pasa y cómo afecta lo que está pasando. Y con eso puedo afirmar una sola cosa:

Para tener un negocio Google Proof, hay que hacerse maestro de la adaptación

Decía Darwin que los que estamos aquí pasamos por una pruebita medio chistosa de la naturaleza: la supervivencia del más apto, donde el premio al segundo lugar es una exposición en el museo del ganador.

¿Qué se le ocurrirá mañana a Google? No lo sabemos. No hay manera de saberlo. Vivimos a la expectativa de lo que se les ocurra y más que quejarte de esto solo puedes hacer una cosa: adaptarte.

Uno de los empleos mejores pagados es el de la pesca de cangrejos en alta mar. Nadie duerme en días, es helado, agotador y sumamente peligroso.

Y sin embargo, nadie se queja de eso. Todos saben que así son las cosas en la pesca de cangrejos. En esto de Internet es lo mismo.

Abundan las entradas en blogs y foros acerca de lo mal que está Google con sus cambios. Puede que sí. No he visto que las búsquedas quiten tanto spam como se supone que deberían, pero el punto es que, si quieres tráfico de Google, hay que aceptar que las cosas son así.

Claro que puedes darle clics a PTCs; eso dará poco dinero pero es bastante predecible. Sin embargo, tener un verdadero negocio de contenido, afiliado, multinivel o lo que sea, requiere de que aprendas a moverte rápido.

¿Mañana será malo utilizar WordPress para hacer blogs? ¿Tener Adsense te quitará automáticamente 10 posiciones? ¿La primera página será solo para los que salgan en la tele?

Tu predicción es tan buena como la mía… En realidad, no sabemos. Y creo que “no sé” es la mejor respuesta… al menos la más honesta.

Ser Google Proof será un asunto de contenido y proceso.

No solo le vas a echar ganas a tu contenido, que es lo más importante, sino que tienes que idear la manera de cambiar lo que haces rápidamente y adaptarte cuanto antes a cualquier sorpresita.

Así es como han sobrevivido las empresas desde antes de Internet. Quienes tratan de mantener el estatus quo, terminan siendo arrasadas por el cambio.

Hay que moverse con la ola, no contra ella.

¡Buen fin de semana!

14 de Febrero 2013

Publicado el: febrero 14th, 2013 por rarg No hay comentarios

14 de febrero 2013

 

Es el día del amor y la amistad y, aunque seas de las personas que dice que es una conspiración de la gente de marketing para venderte más cosas, no podrás negar que todo se pone color de rosa (literalmente).

Después de un par de despertadas en la noche por dos serenatas que vinieron a dar por aquí y de preparar un par de sorpresas, recibí una llamada de un amigo, el eterno amargado (divorciado dos veces) que dice que este día es nada más para sacarle dinero a los tontos.

Puede ser… pero no negarás que, a pesar de eso, el día es bueno para que hagas algunas ventas y consigas algo de visitas si escribes poemas o alguna de esas cosas que les guste a las chicas.

Además, es buena oportunidad para ver tarjetas, ofertas, promociones y toda la gama de triquiñuelas de que se valen muchos comerciantes para sacar la mercancía, guste o no.

Siempre vas a poder utilizarla en algo.

En fin, solo para desearte un entretenido día del amor y la amistad, si es que crees en él, y un feliz día de mercadotecnia barata si no.

Y Tú, ¿A quién le haces caso?

Publicado el: febrero 11th, 2013 por rarg No hay comentarios

¿Sigues a la multitud?

 

Hace unos días, mientras esperaba en el súper, vi en la portada de una revista de chismes que Juan José Origel era “el mejor periodista de México”.

La verdad es que no la abrí… sinceramente no me interesan mucho las ondas del espectáculo

Sin embargo, después de leer otras cosas y pensarle un poco, creo que vale la pena mencionar algo que probablemente te afecta todos los días: la onda de seguir a la mayoría.

Y lo mejor de todo es que, aunque no lo creas, no solo lo haces por “quedar bien”; el ver que muchos están de acuerdo con algo realmente ejerce una influencia en ti.

Puedes estar tomando malas decisiones por seguir a la mayoría y no te das cuenta

En la entrada “La espiral del silencio en la web 2.0” de Amaya Morlans, menciona que los líderes de opinión pública son los que más “Followers”, “Likes” y demás “pruebas sociales” tienen.

¿Y por qué no? Si tantas personas los siguen lo les gustan, deben de saber algo. ¿No?

Yo en lo particular no considero los chismes del espectáculo como periodismo, al menos no como el que podríamos considerar “serio”. Esto porque en espectáculos, fuera de los calendarios de conciertos y nuevos discos, todo se basa en rumores, conferencias de prensa contradictorias y “tips” anónimos (a veces dados por los mismos artistas).

Pero, si el suficiente número de personas está de acuerdo, entonces es periodismo. Mi opinión se diluye en la de los millones y solo quedo como un viejillo cascarrabias. Y conste que no estoy criticando el llamado periodismo de espectáculos (o la sección de chismes); solo es un ejemplo.

El problema es que la opinión de la mayoría sigue teniendo una gran fuerza que arrastra a todo el que se deje, aún cuando no tenga idea de qué se trata.

Lo peor del asunto es que, si mucha gente sigue algo, nuestro cerebro realmente cambia de opinión. En un estudio de Psichological Science, se demostró que los hombres opinan que una mujer es más bella cuando saben que los demás opinan que es bella.

Qué cosas, ¿no?

Lo chistoso es que les pusieron electrodos y toda la cosa y resultó que su cerebro realmente pensaba que las chavas estaban más bonitas cuando había más gente que pensaba que estaban más bonitas. No estaban mintiendo solo por quedar bien (bueno, según el aparatejo).

Eso quiere decir que seguir a la mayoría no necesariamente es una decisión consciente (Following the Crowd: Changing Your Mind to Fit In May Not Be a Conscious Choice).

O sea que, aún cuando no lo piensas, estás dejándote llevar por la mayoría cuando la mayoría hace algo o piensa que algo es bueno. Por eso lo que se hace viral tiene grandes probabilidades de hacerse más viral, mientras que lo que nadie pela seguramente se quedará ahí.

¿Y luego? ¿Para qué todo este rollo?

Porque en la vida real, fingir fama es difícil o muy caro. No puedes fingir que llenas un estadio cuando das un concierto, o que los aplausos de tus parientes suenen como a 10,000 seguidores.

Sin embargo, en Internet es mucho más simple. Hay gente que vende “Me gusta” y “Google +1” por 5 dólares en Fiverr. También han surgido varios servicios en la red que te venden señales sociales por miles y hasta te dan planes de “seguidores” mensuales y anuales (quesque para que se vea “natural”).

En mi caso, yo no participo en estas ondas, pero si quisiera que este blog tuviera mil señales, solo estoy a unos dólares de hacerlo… al igual que todos los demás.

Aquí hay que mencionar que: ¡AGUAS! Los motores de búsqueda cada día son mejores en detectar estas falsas señales y puede salir peor tu intento de fama instantánea. Piénsale bien antes de entrarle.

No estoy diciendo con esto que todos los productos, servicios, lanzamientos y demás cosas que vas a ver en Internet sean falsas, pero toma en cuenta que es muy fácil falsificar la fama virtual, y con eso activar tu sentido de “seguir a la multitud” para inscribirte a servicios, ver videos y hasta comprar cosas.

Hay una frase que repiten muchos, a propósito de muchas cosas: “tanta gente no puede estar equivocada”. Y sin embargo, muchas veces lo está y de manera espectacular.

El hecho de que todos se pongan de acuerdo para decir que no hay gravedad no cambiará las cosas: si te avientas de un edificio, caerás igual que siempre, con los mismos resultados.

Entonces, ¿estamos destinados a dejarnos llevar por el rebaño?



Siguiendo al rebañoNo necesariamente. Aunque nuestro inconsciente se maneje solo y nos ponga en situaciones en las que no deberíamos meternos, recuerda que eres tú quien decide al final.

¿Hay algo que todos dicen que funciona y que todos están de acuerdo en que es lo mejor? Mejor detente un poco y piénsale otra vez. Tal vez te estás dejando llevar.

Cuando se trate de chismes o videos del Gangnam Style realmente no importa, pero cuando se trate de negocios o de comprometer tu reputación, mejor dejar que el rebaño se adelante un poquito.

A lo mejor el cerebro nos traiciona, pero el hecho de estar conscientes de que así son las cosas nos ayuda a sobreponernos a las malas decisiones (como lo menciona Dan Ariely en “The upside of irrationality” y estoy de acuerdo).

Claro que no es fácil… todos sabemos que ponerte una borrachera no es bueno, pero ahí vamos… En fin, cada quién toma su decisión; solo recuerda que puedes pensar antes de dejar que tu cabeza la tome sola.

Si tu cerebro le hace caso a todo mundo, recuerda que también le puede hacer caso a quién más importa: TÚ

A fin de cuentas, lo único que puedes controlar en este mundo es lo que piensas. Al menos cuando haces el esfuerzo..

¡Comparte!¿Te gustó el artículo? ¡Dale un Plus o un Me Gusta” y compártelo!

Google y la autoría: ¿El fin del anonimato en Internet?

Publicado el: febrero 8th, 2013 por rarg 1 Comentario

Autoría en resultados de GoogleAlgo que no puedes negar es que Google se las gasta a todo dar con sorpresas y para imponer su punto de vista, ¿a poco no?

Aunque su slogan no oficial es “No seas malvado” (Don’t be evil), no dice que “no impongas tu voluntad utilizando tu increíblemente enorme influencia”.

Porque, como el buscador más utilizado (título que tendrá por un buen rato, aunque Bing diga que ya está subiendo), puede prácticamente hacer lo que quiera.

Bueno, no siempre… hay que recordar que tuvo un pequeño roce con la FTC (Federal Trade Comission), aunque todo quedó en un par de cachetaditas que no parece haberles afectado mucho.

 

Ahora ser un autor verificado ya no es opcional

 

Pasando al punto: de acuerdo a un artículo en Site-Reference, donde se habla del libro de Eric Schmidt, se dice que la autoría en Google va a ser un factor relevante para subir en los resultados de las búsquedas.

Presuntamente, en su libro que se publicará en Junio, “The New Digital Age”, Schmidt menciona que el anonimato en Internet no tiene lugar y que la identidad debe ser verificada. Además, para confirmar lo que hemos pensado desde que salió el asunto de la autoría:

“Entre los resultados de búsquedas, información ligada a perfiles verificados tendrá un valor más alto que contenido sin esa verificación, lo que resultará en que la mayoría de los usuarios darán clic en los primeros resultados (verificados). El verdadero costo de permanecer anónimo podría ser la irrelevancia”

¡Toma! Hasta poético salió el asunto. Supongo que la intención es buena… Podrás verlo como una imposición pero, por un lado, tiene algunas cosas buenas:

 

La autoría puede reducir el robo de contenido

Robo de contenidoDurante años he visto mi contenido plagiado, en su totalidad y partes, en un montón de lugares, desde blogs escrapeados tratando de ganar unos centavos de Adsense, hasta anuncios en portales grandes como eBay y Mercado Libre.

El ligar el contenido a un autor verificado (o sea, yo mero…) puede reducir e identificar a los pránganas que se quieren aprovechar de tu trabajo. No es que sirva de mucho en algunos casos, pero al menos ya sabes a quien echarle el Vudú o las mentadas.

 

Una mejor identificación de contenido duplicado (espero)

Cuando alguien te vuela el contenido y Google lo considera duplicado entonces quita a alguien, normalmente al tranza.

Sin embargo, ¿qué pasa cuando te consideran a ti como la copia? Mala cosa… y no mucho qué hacer.

Con esto, si tu autoría está verificada, ya no hay excusa: aunque el otro tenga más ranking, saldrás ganando y la vergüenza será para ellos, ¡JA JA JA!

Bueno, al menos eso quiero creer.

 

Mayor exposición para ti

Que aparezca tu linda cara al lado de los primeros resultados va a ser a todo dar; ¡todo mundo va a conocerte!

Te pararán en la calle para pedirte autógrafos, te pagarán la comida en restaurantes, te invitarán tragos en los bares y pasarás a las mesas de VIP en los centros nocturnos.

Ok, tal vez no tanto así, pero no te hace mucho daño el que te vayan conociendo.

Salir en los resultados puede darte una proyección que no podrías tener de otra manera, lo que puede llevarte a mejores oportunidades de empleo y negocios, a menos que… Después de ver lo bonito, ahora toca ver lo no tan bonito…

 

¿Se acaba el anonimato en Internet?

¡No se permiten anónimos!¿Qué pasa si quiero comentar acerca de mi vida sexual? ¿O un asunto religioso? ¿O familiar? ¿O quejarme de las políticas de la empresa donde trabajo?

Claro que si no quiero que nadie se entere me puedo quedar callado, ¿no? Sin embargo, hay ocasiones en que levantar la voz es sano y valioso, pero puede ser peligroso para quien aparece en la autoría.

Internet se ha convertido en lo que es, bueno y malo, gracias a la posibilidad de quedar en el anonimato.

Esto en realidad no afecta mucho a quien quiere destacar: si voy a estar en los primeros lugares de Google es porque quiero resaltar, así que ver mi carita en la primera página me pone feliz.

De todos modos, esto será buena comidilla para los defensores de la privacidad.

 

¿Qué tanto pesará para los autores renombrados?

Un comercial bastante botana de la revista “Fama” consiste en mostrar a alguien hablando de su vida y terminar diciendo: “si no eres famosa, a nadie le importa”.

Y es la verdad. Yo puedo escribir un artículo excelente y sesudo como este (¿a poco no?) y solo lo leerán mis suscriptores y la mayoría no lo creerán porque no he salido en la tele.

Sin embargo, alguien con fama puede decir cualquier mensada y todo mundo la creerá.

¿Eso tendrá peso con esta medida? ¿Si “empatamos” en todos los demás factores, Google le dará preferencia a un autor con más “pluses” y mayor trayectoria?

Una cosa a considerar para quienes apenas vamos agarrando vuelo…

 

¿No te gusta Google +? ¡Pues agárrale gusto!

A usar Google Plus¿Mencioné que para que el perfil verificado debe de ser de Google +? ¡Sorpresa!

Las redes sociales deben ser una parte importante de tu estrategia de posicionamiento, pero si te quieres meter a todas vas a tener que contratar un ejército de freelancers de la India (donde son más baras) o pasarte todo el día en tus diferentes perfiles.

Así que la gran mayoría utilizamos las más importantes: Facebook y Twitter. Sí, son pocos los que le hacen caso a Google +, aunque Mr. G nos lo esté metiendo a fuerza con sus cambios en el algoritmo de búsqueda.

Pero ahora ya no será opcional: hay que entrarle y agarrarle el gusto. Lo bueno es que dieron una camiseta roja en una carrera, solo tengo que buscar un gis para ponerle el plus.

 

En fin, la autoría de tu contenido tendrá, próximamente, más peso del que a lo mejor quieres que tenga.

Ahora a acicalar tu perfil de Google +, a cambiar tu código para que aparezca tu autoría y esperar que esto sea para bien, no como algunas otras cosas que se le han ocurrido a Mr. G.

Ni modo, es algo con lo que nos tocó vivir… mejor aprender a nadar con la corriente y ver a dónde nos lleva. Eso o sacarnos la lotería… ¿Ya compraste tu boleto?

¡Comparte!¿Te sirvió el artículo? ¡Dale un Plus y compártelo!